El dinero me habló y me dijo

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
Share on email

¿Te imaginas conmigo, si el dinero pudiera hablarnos? ¿Qué nos diría? te sorprenderias de lo que podria decirnos. Quizas nos diría esto: 

Gracias por darme el poder de controlar tú vida. Pero la verdad, yo debo servirte.
Sé que puedo agregar significado a tu vida, pero no soy el significado de la vida. Soy fácil de controlar, pero no lo haz determinado. Soy un medio para alcanzar tus metas, pero crees que yo soy el fin.

La Biblia enseña que tener dinero no es problema. El verdadero problema es: ¡El amor al dinero! “Porque la raíz de todos los males, es el amor al dinero” 1 Timoteo 6:10a

Nuestra sociedad nos ha enseñado que valemos por lo que tenemos y por lo que alcanzamos, por esa razón, la mayoría de nosotros dedicamos casi todo nuestro tiempo a la producción de dinero para obtener cosas materiales, lujos y placeres temporales.

Es una de las formas de esclavitud más dolorosas, y más comunes en nuestra sociedad actual, que produce deudas, angustias, grandes dolores de cabeza y hasta destrucción de la estructura familiar.



El dinero no es malo ni es bueno, todo depende del uso que nosotros le demos. El dinero está tan estigmatizado en nuestro mundo que en ocasiones nos llega a controlar. Por eso, es importante que tengas claro qué es el dinero y su propósito.

Porque el dinero es una unidad, es un medio, es un resultado, NO es el propósito de nuestra vida ¡NO vivamos para él!



Quizás en este momento, mientras me lees,  quieres decirme: “El dinero es un mal necesario” a lo que te yo te digo ahora:
El dinero es necesario en nuestra diario vivir pero no puede ser el centro de nuestra vida.  Si el dinero te desvela, si el dinero te causa estrés, si la ausencia del dinero te hace sentir vacio, si el dinero es el causante de tus crisis relacionales, entonces es momento de hacer cambios significativos en tú interior; ¿Dónde está tú corazón? ¡Donde esté! ese será tu tesoro.

“La esclavitud financiera es igual a estar encerrado en una habitación cuya cerradura posee el seguro por dentro”.

Con esta frase quiero hablarte de esos errores más comunes en el uso del dinero.

METERSE EN DEUDAS

Romanos 13:8 “No debáis a nadie nada”. Las deudas producen esclavitud económica. Hay deudas que son inevitables como la de la casa, carro y necesidades fundamentales. Lo importante es evitar toda deuda que no sea una necesidad fundamental. Entendemos por necesidades aquellos que son impresendibles para vivir y no se pueden aplazar.

USO IRRESPONSABLE DE LOS RECURSOS

el marketing del mundo moderno empujan con mucha fuerza, para crear necesidades que realmente no lo son. No ceda a las ofertas si no está presupuestado. La emoción de las compras puede traerle muchos problemas.

AVARICIA

“Eviten toda avaricia, porque la vida del hombre no consiste en la abundancia de los bienes que posee” Lucas 12:15.

Una personas avara es  aquella que quiere tener muchas cosas materiales. Por lo general, son personas que dan muy poco o nada. No hay generocidad en ella.

ENRIQUECERSE RÁPIDAMENTE

Lea 1 Timoteo 6:9.

El crecimiento de las finanzas siempre debe ser un proceso incremental. Por esa razón,  jugar lotería no es aconsejable. Por lo general, las personas que la ganan no están capacitadas para manejar riquezas súbitamente. Y que hablar del dinero rápido, aquel ganado sin ningún merito moral y ético.

EL ENGAÑO O LA DESHONESTIDAD

Santiago 5:2-3.

Todas las personas que obtienen riquezas a través del engaño o en forma deshonesta, perderán el dinero adquirido de la misma forma.

UNA VIDA ORIENTADA POR NEGOCIO O POR EL TRABAJO

El trabajo es muy importante, pues es el medio por el cual obtenemos dinero para cubrir nuestras necesidades. Esto es bueno siempre y cuando no esten por encima de nuestras prioridades que deberian ser: Nuestra relación con Dios y la familia.

Finalmente no quiero despedirme sin antes compartirte los tres (3) propósitos del dinero.

  1. Provisión: El dinero fue creado para poder satisfacer nuestras necesidades, las de nuestro núcleo familiar y para poder cumplir con mis deberes como ciudadano.
  2. Proyección: El dinero fue creado para ayudarnos a cumplir sueños y metas, a tener una jubilación tranquila e invertir. Se requiere mucha determinación para este punto, ya que es necesario ahorrar para cumplir las proyecciones.
  3. Compartir: El dinero no solo llega a nuestras vidas para acumularlo, también para ayudar a los que lo necesitan. Generosidad es una expresión de quien gobierna nuestra vida.

Harold Insignares

Pastor Conferencista, Coach Life Mentor Liderazgo. Asesor Finanzas Personales. Acompaño Noviazgo Matrimonio
Comentarios

Suscríbete a nuestro Boletín

También te puede gustar